« Volver a Ultimos textos       « Volver al autor
 
28-5-2013 

"EL SECUESTRO", POR MIRTA BRETAÑA

 

                                                  

Algún día esto iba a pasar si volvía.

No sé donde estoy, me vendaron los ojos.

Es por lo que sé. Tal vez tenga tiempo para contarlo. Dejaré la nota en algún lugar del cuarto, alguien va a encontrarla.

A todos les llamó la atención mi ausencia, mi desaparición repentina,  después de lo que pasó. Pero no podía quedarme. Sé que lo que voy a decir es terrible, debo hacerlo, aunque destruya.

Aquel día, habíamos acabado de cenar, el abuelo desde su lugar,  presidía la mesa, solemne, y se explayaba en sus épicas historias: dada su lucidez intacta, eran escuchadas con reverencia y hasta con interés.

Destinado a moralizar, sus sentencias se respetaban en la familia, tenía una influencia decisiva sobre sus hijos. Mis primos le temían un poco, mostraba para ellos una híbrida expresión de afecto. Yo podía todo con él, lo admiraba y lo quería como a nadie; para mi era intocable, y siendo tan joven sus palabras me marcaron.

Sostenía que casi nada es primordial, ni siquiera la vida, salvo el propósito ineludible de plasmar un proyecto que la justifique, y la pasión por lograrlo. Los obstáculos deben eliminarse.

Tuvo el arte de eclipsar la realidad, con una mentira fundamental que todos  aceptamos.

Era invierno aquella noche, la chimenea estaba encendida y dispersaba su lumbre. Me encantaba atizar las brazas, y ver cómo nubes de minúsculas estrellas de fuego huían hacia el tiraje.

Me decían que tenía que crecer, que dejara de hacer pavadas. El abuelo me justificaba siempre, aunque ya no era una  niña. Fastidiada, me escurrí a la biblioteca. Ahí todo reflejaba su sensibilidad hacia la belleza. Era un hedonista. Las vitrinas guardaban del polvo, las pequeñas piezas de marfil, los netsukes que habían pertenecido a las batas de los mandarines, y que él coleccionaba y  enriquecía con su lirismo verbal. Y las estanterías mostraban obras de escritores fundamentales, a las que únicamente yo tenía acceso.

Esa casa  tenía algo fascinante: mi niñez jugaba en cada rincón, ahí había crecido, y presenciado alegrías, nunca tristezas, sobreprotegida hasta el absurdo.

Aún siento el olor a pan caliente que hacía Marilú, fiel  empleada,  ya  parte de la familia y la humedad de la grama del parque; allí corríamos descalzas con mis primas.

No tengo mucho tiempo. Dicen que en los últimos momentos, la vida pasa rápidamente en un flash repentino. Así lo siento.

Aquella noche, llegaron dos hombres diciendo que querían ver al abuelo. Fueron a la biblioteca, entraron sin saber que yo estaba en el balcón. Uno de ellos se acercó y le dió una bofetada. Tuve que taparme la boca para no gritar, quedé paralizada,  pero sentí que debía sobreponerme.

Lo que escuché después fue una revelación terrible. Ahí entendí que las palabras son armas, y que vinculadas a una mentira pueden matar.

Esa noche y otras sucesivas me abandonó el sueño. No dejaba de pensar en la sensación de estafa, de burla que deja una mentira, y lo difícil que es volver a creer,  al sentirse engañado.

Al salir, uno de ellos miró hacia el balcón y me vió, el abuelo no se dio cuenta de mi presencia. Supe que me buscarían  ya que mi secreto los involucraba. Al día siguiente aterrada, me fui. Primero a la provincia, a casa de una amiga,  e inmediatamente al exterior.

Pienso que mi confesión será fatal para la familia, voy a infligir un gran desasosiego, pero no debo callar, no me importa destruir una imagen casi venerada de quien fuera un impostor. Yo también estoy en ruina.

Aquella noche, después de ver cuando ese hombre le pegó al abuelo, pude escuchar cómo, conteniendo apenas su violencia le decía amenazante...

Me pareció oír pasos, no puedo seguir,  tal vez sea mejor...escondo mi ansiedad y espero. Lo que tenga que venir, vendrá.

Pienso algo trivial:" es una noche sin luna, indigna de un poeta".

Llegaron, no podré plasmar mi propósito, develar una verdad atroz que mostraría una imagen, opuesta a la que tanto gravitó en la vida de todos.

 

"Y si no se puede plasmar un propósito esencial, ya  nada importa, ni siquiera la vida"... como decía el abuelo.

   
Usuario
Contraseña
 
 
Busqueda por autor
Acuña, Manuela (43)
Adi, Alex  (2)
Alfie, Gabriela (4)
Auletta, Hector (9)
bares peralta, manuela (1)
Barrenechea, Anay (4)
Bassi, Cecilia (1)
Belcher, Graciela (5)
Bengolea, Chiquita (55)
Blousson, Mariana (11)
Bochi, Nelly (10)
Bosch, Marcelo (16)
Bretaña, Mirta  (38)
BUK, SAUL (5)
Burroni, Maria Beatriz (1)
Camba, Maria Elena  (8)
Canale, Miguel (67)
Carnelli, María Cecilia
Carricart, Solange (1)
Castagnola, Maria Eugenia (91)
CASTAGNOLA, MARIA EUGENIA (9)
Chapar, Juan (2)
Cornet, Pedro León (1)
Costa, Agustin (9)
Cristobal Raitzin, Juan (20)
Dall, Marcela (14)
De Dios, Gaba (4)
Del Solar, Felicia (13)
Delmar, Patricia (2)
Demarco, Magela
Domínguez, Teresa (117)
Drewes, Alejandro (1)
Duncan, Juana (36)
Durán, Pablo (1)
Elena Camba, Maria (1)
Feeney, Teresa (1)
Fernandez, Celeste
Fidanza, Andrea (20)
Frederking, Marina (15)
Fuseo, Fernando (79)
Fuster, Leonidas (1)
Gaing, Martin (8)
Galvan, Mana (34)
Gioannini, Dina (71)
Harrison, Priscilla (11)
Howard, Ines (6)
Iglesias, Ricardo (4)
Iglesias, GUADALUPE
IGLESIAS, GUADALUPE (1)
Iraola, Javier (1)
Krasniansky, Sebastián (5)
Kreutzer, Martha (62)
Lanusse, Santiago (6)
Laspiur, Luis (6)
Laspiur, Julia (7)
Lion, Mario (14)
Llorente, Ignacio (10)
Lopez, Julia Raquel (2)
Malenchini, Alejandrina (2)
Martinetti, Maria Angelica  (7)
MARTINEZ CASTRO, VERONICA (36)
Martini, Franco (5)
Mendez, Maximo
Menendez, Adriana (2)
Menga, Guadalupe  (11)
Milone, Carlos (1)
Molinelli, Graciela (24)
Montero, Raquel (33)
Moreno Quintana, Francisca  (5)
Morganti, Roberto H.  (6)
Olcese, Angélica (3)
Oriani, José (30)
Ostuni, Ricardo (1)
Pacheco, Fernando (1)
Petracchi, Gustavo (17)
Pezzini, Silvia (6)
Poccard, María Marta (5)
Prieto, Verónica (3)
Putignano, Marcelo (7)
Quaglia, María (7)
Raitzin, Juan (10)
Reich, Susana (1)
Requeni, Antonio (5)
Riera, Elena (11)
Rivarola, Margarita (3)
Roca, Cecilia (71)
Rodriguez Galan, Alejandra (1)
Romera, Lucrecia (10)
Romero, Marcela (7)
Sáenz, Ximena (4)
Sánchez, Diego (1)
Sánchez Sorondo, Fernando (545)
Sammartino, Eugenia (2)
Santamaria, Maricarmen (7)
Santos, Graciela (1)
Semeraro, Horacio (7)
Senet, Maria Rosa  (10)
Shuartzberg, Valeria Laura (8)
Solanas, Hector (51)
Stasevich, Daniel (8)
Tabbush, Roberto (6)
Tarsitano, A. (7)
Teran, Juana (1)
Tezanos Pinto, María (53)
Ulas, Gabriela (1)
Valente, Susana (8)
Vazquez, Silvia
Villarino, Jorge (4)
Viola, Maria
Volonteri, Clelia (2)
Zorraquin, Lucrecia (7)
Zuain, Edgardo (2)
Copiright © 2007 | All rights reserved | Created and Maintained by Marketing Plus S.A.